martes, 22 de julio de 2014

Cultivos para sembrar este verano

Con la llegada del mes de julio y el buen tiempo, muchos ya están de vacaciones y, otros tantos, estamos pensando (casi soñando despiertos) en todas las cosas que haremos cuando tengamos esas merecidos días libres sin estar sometidos a los estrictos horarios. Y entre esas cosas que tenemos pensado hacer o retomar, seguro que aparece la de dedicarle más tiempo a nuestro huerto urbano y disfrutar de sus olores, colores... Y aunque el verano es tiempo de recolectar muchos cultivos también es la época ideal para sembrar algunas hortalizas así que, ahora que tenemos más tiempo, ¿por qué no dedicarlo a ampliar la variedad de cultivos en nuestro huerto urbano?
La característica de las hortalizas que se siembran en verano es que necesitan de temperaturas más elevadas para su desarrollo pero no hay que suponer que por estar cómodas en agosto no requieran de mucha agua. Cada una tiene sus propias necesidades y, de hecho, también los plazos para su recolección varían así que debemos de elegir bien lo que vamos a cultivar y tomar las precauciones necesarias en cuanto al nivel de humedad y de nutrientes del suelo.
Hoy vamos a enumerar algunas de las hortalizas y plantas que se pueden sembrar en verano y en próximo artículos detallaremos mejor el proceso de siembra y cultivo de algunas de ellas.
Aún en el mes de julio podemos atrevernos a sembrar escarolas y espinacas, cultivos típicos de primavera que podemos alargar hasta bien entrado el verano, aunque no es recomendable hacerlo en el mes de agosto. Son cultivos que deben regarse a menudo y podrán recolectarse a los tres meses de la siembra.
Existen otras variedades cuyo periodo de siembra es precisamente los meses de verano. Hablamos de la col y la coliflor, por ejemplo, del brócoli y de la remolacha. Todas ellas son variedades muy utilizadas en la cocina así que serán una buena opción para poder disfrutar este verano de nuestro huerto urbano. Las variedades de col, además, no requieren de riego en exceso y podremos recolectarlas entre cuatro y cinco meses después de la siembra.
También hay cultivos que se pueden sembrar durante todo el año sin problemas y que además son muy fáciles de mantener así que también pueden ser una buena opción para comenzar este verano nuestro propio huerto urbano. Aquí podemos incluir, por ejemplo, el caso de la lechuga y las acelgas, hortalizas de hoja con multitud de usos en la cocina. Necesitan regarse a menudo pero en a penas tres meses las tendremos listas para recolectar.
En el capítulo de cultivos que se pueden sembrar todo el año encontramos también el rabanito y la zanahoria además de la planta del perejil, un condimento que nunca sobra en ninguna cocina y con el que podemos aderezar mil y un platos sin miedo a equivocarnos. Los rabanitos, además, son un tipo de hortaliza muy fácil de cultivar y de desarrollo muy rápido: en un mes podremos recolectarlos. Recordad que ya los recomendamos cuando hablamos de cultivos para principiantes.
Así que, ya sabéis, si este verano tenéis pensado aprovechar para dedicarle más tiempo a vuestro huerto urbano, estas opciones os pueden venir muy bien para ocupar el tiempo e ir practicando técnicas ya que algunos de estos cultivos son de siembra directa pero otros habrá que sembrarlos primero en semilleros y, después, trasplantarlos. Pero de eso hablaremos en los próximos días, de momento, podemos ir decidiendo qué vamos a plantar y aprovisionarnos de todo lo necesario en la tienda de Semillas Huerta y Jardín.
¡Hasta pronto!

No hay comentarios:

Publicar un comentario